jueves, septiembre 16, 2021
spot_img

Novedades

EVITA LAS MANCHAS DE ACNÉ: TIPS PRÁCTICOS PARA DISMINUIR LA HIPERPIGMENTACIÓN

El acné es una afección de la piel bastante común que puede presentarse de diferentes maneras, dichas imperfecciones se forman, debido al exceso de grasa, células muertas o suciedad, obstruyendo los poros, desarrollando así, puntos negros y blancos; allí, crece la bacteria P. acnes, la cual provoca una respuesta del sistema inmunológico, causando la aparición del fluido blanco que, normalmente, vemos en los granos. En esos casos, la primera recomendación es evitar la tentación de reventarlos con las manos, pues al hacerlo podrías empeorar la cicatriz dejada e, incluso, esparcir la infección, induciendo a más brotes. Sin embargo, sabemos que muchas veces nos gana la urgencia; por ello, a continuación, La Revista Enfoque te brinda algunos consejos para disminuir las manchas en estas situaciones.

LIMPIAR EL ÁREA. Al presentar brotes de acné, la limpieza es fundamental para no perjudicar otras áreas de la piel; así pues, opta por aplicar un producto suave; también, podrías utilizar una mezcla de peróxido de hidrógeno y agua, la cual minimizará el crecimiento de bacterias y ayudará a secar la herida.

CALMAR Y REDUCIR LA INFLAMACIÓN. La inflamación es una de las principales causas de manchas, cuando se trata del acné; por ello, lo mejor sería disminuirla al máximo. En esos casos, recomiendan usar hielo en un pañuelo durante algunos segundos; también, tónicos con hamamelis para calmar la zona o productos con árbol de té que es antibacteriano.

HIDRATAR. Tras limpiar muy bien la herida, aplica un hidratante suave en la zona y evita utilizar algún producto antiedad o peeling. En ese sentido, lo mejor es elegir artículos delicados, que no provoquen mayor irritación; por ello, sería bueno suspender el uso de vitamina C, retinol, entre otros ingredientes exfoliantes.

CUBRIR. No tocar el área afectada es fundamental, por eso, podríamos recomendarte usar parches de acné, pues además de mantener la piel cubierta y alejada de más microorganismos; también, contienen ingredientes especiales para combatir la bacteria P. acnes, que provoca dichas imperfecciones, ayudando, a su vez, a reducir la aparición de cicatrices.

NO MOLESTAR LAS COSTRAS. Es normal que, al tener una herida, el cuerpo empiece su proceso de cicatrización y salgan costras pequeñas, siendo fundamental no quitarlas intencionalmente o molestarlas, pues esto solo empeorará la situación, provocando que las marcas formadas puedan ser mayores; además, estarías abriendo nuevamente la lesión, exponiéndola a más bacterias.

NO OLVIDAR EL BLOQUEADOR SOLAR. Cuando se trata de prevenir la hiperpigmentación, siempre hemos destacado el papel del bloqueador solar y, al presentar estos inconvenientes, no carece de relevancia, pues como se ha mencionado en previas ocasiones, la melanina puede acumularse en las heridas inflamadas y causar manchas, que luego serán más difíciles de desaparecer.

NO APLICAR MAQUILLAJE. Aunque pueda resultar difícil, si la piel está expuesta, debido a la lesión abierta, aplicar maquillaje como correctores, solo podría empeorar la producción bacteriana; en ese sentido, es necesario evitarlo hasta que sane y de no ser posible, utilizar algún producto en gel o parche para proteger la herida al usar los cosméticos.

VISITAR A UN EXPERTO. Recuerda que, si tienes un problema de acné, siempre será importante visitar a un especialista, quien logre guiarte en el tratamiento adecuado, según tus necesidades; asimismo, algunos procedimientos como exfoliaciones químicas, láser o luz pulsada intensa son perfectos, cuando se trata de disminuir las manchas en la dermis.

close
Suscríbete a nuestra revista y haz parte de la creciente comunidad de Enfoque Lifestyle!

Latest Posts

Para leer

× ¡Contáctanos!